Transferir embriones en diferido no afecta al éxito de los tratamientos de reproducción

Transferir embriones en diferido no afecta al éxito de los tratamientos de reproducción

Un grupo de investigadores de diversos hospitales y centros de reproducción asistida, públicos y privados, de Dinamarca, Suecia y España, entre los que se incluye el Dr. Nikolaos Polyzos, jefe del Servicio de Medicina de la Reproducción de Dexeus Mujer, ha realizado un amplio estudio para comprobar si la transferencia de embriones previamente vitrificados puede ofrecer una tasa de embarazo equiparable a los ciclos que se realizan en fresco. Existían algunos trabajos precedentes en China y Vietnam o minoritarios en Estados Unidos, pero hasta la fecha no se había realizado ningún estudio amplio multicéntrico sobre este tema en Europa.

En el estudio participaron un total de 460 mujeres de entre 18 y 39 años, con ciclos menstruales regulares que fueron incluidas durante el inicio de su primero, segundo o tercer ciclo de Fecundación in vitro o ICSI (microinyección intracitoplasmática de espermatozoides). Las pacientes se dividieron en dos grupos: en el primer grupo se optó por vitrificar todos los embriones obtenidos tras la estimulación ovárica y la fecundación en laboratorio y les fue transferido uno que se descongeló previamente; en el segundo grupo se siguió un proceso de FIV convencional, y se realizó la transferencia también de un único embrión pero en un ciclo en fresco. Los resultados al comparar ambos grupos mostraron que la tasa de embarazo no ofrecía diferencias significativas siendo de 27.8% en el grupo en el que se había optado por la vitrificación vs 29.6% en las pacientes que habían realizado el ciclo en fresco. Asimismo, la tasa de niños que nacieron posteriormente fue prácticamente la misma: 27.4% para el grupo que apostó por la vitrificación, y 28.7% registrado en el grupo que realizó el ciclo en fresco. Además, los autores concluyen que tampoco se aprecian diferencias significativas en el número de niños nacidos finalmente en ambos grupos o en la aparición de complicaciones durante el embarazo, el parto o neonatales.

Los resultados de este trabajo son decisivos en el contexto actual de la pandemia por la COVID-19, ya que demuestran que la estrategia de vitrificar el material biológico ante el confinamiento o la interrupción del tratamiento al que se han visto obligadas algunas pacientes, no va en detrimento del éxito de los tratamientos de reproducción que utilizan este material y realizan la transferencia del embrión en diferido.

Estudio de referencia:

Demana hora

93 227 47 27

O omple aquest formulari
i et trucarem el més aviat possible

Vull estar informada/t sobre les últimes novetats de Dexeus Dona i rebre la newsletter:
Si necessites més informació, contacta amb el nostre Servei d'atenció al pacient.